En la segunda década del siglo XXI hemos sido testigos de la realización de muchos de los sueños y ensoñaciones que se han publicitado a lo largo de la historia en las películas de ciencia ficción, tales como robots que interactúan inteligentemente con los humanos, hologramas, inteligencia artificial, etc. Si bien en la actualidad aún quedan muchos logros por alcanzar en lo que respecta a la tecnología robótica, es de destacar que la sociedad ha cumplido con las expectativas del futuro, no obstante, igualmente en cada campo de las ciencias tecnológicas se están trazando metas y objetivos importantes para los próximos años.

En el ámbito de la robótica, los expertos y empresas que están liderando las investigaciones de este campo de las ciencias y tecnologías están direccionando sus esfuerzos y objetivos para lograr generar avances que permitan incluir en mayor medida la tecnología robótica a la medicina y las ciencias sociales. Sin embargo, uno de los grandes problemas de la robótica es el alto costo de los materiales y procesos de fabricación de los robots, por ello, una de las metas que se pretenden alcanzar para los años a porvenir es minimizar los gastos y precios de la tecnología robótica, de modo que estos elementos puedan ser asequibles económicamente para el público en general.

Otro de los aspectos fundamentales en el futuro de la robótica es el marco y las bases legales que regirán el funcionamiento, comercialización y comportamiento de los robots inteligentes. En la actualidad se dispone de escasos artículos, normativas y leyes con respecto a la robótica, por lo que resulta necesario que los legisladores y principales entes gubernamentales del mundo dialoguen con especialistas y científicos de la robótica para que logren crear leyes que se enfoquen en el aspecto moral y ético de los robots.

Continuando con la descripción de los objetivos y primicias de la robótica para el futuro cercano, es importante resaltar el concepto fundamental que se presenta como la innovación necesaria para la tecnología robótica, los sistemas biohíbridos. Un robot biohíbrido es aquel que su mecanismo intrínseco tiene la capacidad de funcionar como un sistema orgánico y natural, es decir, es la creación de un esquema de funcionamiento semejante a los procesos enzimáticos que rigen el funcionamiento celular de los organismos vivos. Para Laura, recepcionista de Cerrajeros, los robots biohíbridos serán el punto de inflexión de la robótica actual, ya que cuando se logre concretar esta tecnología la aceptación social de los robots como entes independientes e inteligentes será mayor.

Por último, la robótica actual es cuestionada por el consumo de energía utilizada por estos aparatos. Muchos robots requieren de grandes cantidades de energía eléctrica o de combustibles fósiles para su funcionamiento, incluso, aquellos que poseen sistemas de baterías para el almacenamiento de energía poseen un acortado periodo de duración de la carga energética, por ende, no cabe duda que uno de los aspectos a mejorar que plantea la robótica actual es mejorar y maximizar las fuentes de energía de los robots, para ello se han planteado ideas sumamente innovadoras como la utilización de microorganismos como las bacterias para aprovechar la energía liberada por los procesos enzimáticos de estos organismos.